FANDOM


P
Parapsicología
01-Anticiencia

Una pseudociencia en boga es la parapsicología, que ha tenido tanto éxito que hasta en algunas universidades se estudia como si fuera una ciencia. Básicamente se refiere a la pretendida existencia de poderes mentales diferentes de los normales (paranormales = al lado de los normales). Estos estarían extendidos a toda la humanidad, pero algunos dotados los manifiestan. Sostienen los parapsicólogos que todos los seres humanos manifiestan en algún momento de su vida –voluntaria o involuntariamente- sus poderes extrasensoriales.

Curiosamente, muchos de los cultores de esta pseudociencia provienen de la ex-URSS, donde el profundo carácter místico de la Rusia zarista parece haber resistido incólume e impávido a unos setenta años de prédica materialista y ateísta. Algunas de las características de estos poderes son, por ejemplo, no tener límites materiales, porque se producen aunque el “productor” esté totalmente aislado. También, que en algunos casos esas manifestaciones pueden ser producidas a voluntad, y en otros no.

Promotores

Precursores de la parapsicología fueron Sigmund Freud y su discípulo Gustav Jung. Como muchos otros, mezclaron sus creencias y su espíritu místico con la ciencia y le dieron a los parapsicólogos argumentos de autoridad. Hay científicos, incluyendo algunos premios Nobel, que creen en la realidad de la parapsicología. Pero no hay que confundir su idoneidad en su campo de la ciencia, con idoneidad en otros campos. Con frecuencia un gran científico es un gran ingenuo en problemas ajenos a su disciplina, cuando no se deja llevar por prejuicios religiosos. El término “parapsicología” no se usó hasta 1930, pero fue formulado por el médico alemán Max Dressoir en 1893. Su despegue comenzó en 1930 en la Universidad de Duke, donde el Dr. Joseph Rhine se hizo cargo de la primera cátedra de parapsicología, y realizó los clásicos experimentos de adivinación.

Supuestos poderes estudiados por la parapsicología

  • Clariaudiencia: Supuesta facultad o poder psíquico que hace a una persona capaz de oír sonidos o voces del más allá.
  • Clarividencia: el conocimiento de un hecho contemporáneo obtenido por vías psíquicas, como por ejemplo, el saber que una persona determinada ha tenido un accidente lejos, en el momento en que se produce.
  • Precognición: es el poder de predecir un hecho aún no ocurrido.
  • Telepatía: transmisión mental de un contenido determinado de una persona a otra. Significa sentir a distancia, es decir, transmisión de sentimientos y emociones, más que mensajes.
  • Retrocognición: conocimiento por vías psíquicas de hechos pasados, que el sujeto no podía conocer de otra forma.
  • Psicoquinesis: facultad psíquica para mover objetos a distancia sin que intervenga la fuerza muscular. Se supone que tiene un alcance de unos 50 m. Según un parapsicólogo, el sacerdote Oscar González Quevedo, sería producida por una fuerza llamada “telergía”.
  • Levitación: es la posibilidad de flotar por el aire luego de generar una fuerza superior a la gravedad.
  • Bilocación: capacidad psíquica de una persona para estar al mismo tiempo en dos lugares cercanos o distantes diferentes. Es lo que se denomina también el don de la ubicuidad, atribuido a algunos santos (por ejemplo, a San Martín de Porres).
  • Ectoplasmia: producción de una sustancia que sale de una persona y toma una densidad similar a la de una tela de color blanco. También se llama fantasmogénesis. Se lo definió también como el potencial psíquico que toma un estado tal que se advierte con los sentidos, pero suele adquirir morfología similar a la humana. Su origen está en el espiritismo.
  • Percepción dermo-óptica: Esta sería una supuesta capacidad de poder leer mediante las yemas de los dedos, o las palmas de las manos, o aun las plantas de los pies. En todos los casos, se comprobó fraude mediante una técnica llamada por los magos profesionales, “visión nasal”, aprovechando un hueco dejado por las vendas y máscaras a los costados de la nariz.

Otro tipo de pseudociencias

Hay otras menos habituales, como la pretendida combustión humana espontánea (combustibilidad preternatural) o el hablar idiomas desconocidos, a los cuales nunca se tuvo acceso por estudio (xenoglosia o don de lenguas). También la psicofonía, la pretendida capacidad de detectar voces de ultratumba mediante aparatos grabadores de alta sensibilidad, y la psicoimagen, fotografías o imágenes que aparecerían en pantallas de televisores que no están sintonizados, son otros de los pretendidos fenómenos paranormales. Se detectarían voces e imágenes de espíritus.

Se ha probado experimentalmente que en ciertas condiciones un fuego externo (por ejemplo, de un cigarrillo no apagado) puede ser mantenido por la grasa del cuerpo humano, produciendo los mismos efectos que aparecen en la pretendida combustión espontánea. Las explicaciones del origen de estos fenómenos van desde pretendidas “energías” aún no descubiertas por la ciencia, “ondas” – no se sabe bien de qué - producidas por el cerebro, hasta explicaciones místicas como la posesión por demonios o por espíritus de muertos o comunicación con extraterrestres.

La famosa cámara fotográfica Kirlian

Una supuesta prueba de la existencia de poderes paranormales se basa en las imágenes de la cámara Kirlian, que detectaría el “aura” de una persona, lo que hace es detectar campos electroestáticos, como se puede verificar por el hecho de que también aparecen “auras” de objetos inanimados, y el que “aura” de una persona depende de variables tales como si está o no aislada de tierra, o si varía su presión sobre la cámara, o la humedad y temperatura ambientes.

Estudios sesgados

Hay un hecho que descalifica a los resultados supuestamente favorables obtenidos en muchos estudios de parapsicología: los resultados suelen ser registrados por personas que son firmes creyentes en la parapsicología, a menudo con gran interés personal en la presencia de datos favorables, y la posibilidad de que esa creencia sesgue los resultados alcanza proporciones destacables. Por ejemplo, en pruebas de psicocinesis, cuando los sujetos trataban de influir sobre la caída de dados, la presencia de cámaras ocultas demostró que los registros manuales de resultados registrados por creyentes presentaban errores significativos a favor de la psicocinesis, mientras que los realizados por escépticos presentaban un sesgo equivalente pero en dirección contraria. En 1962 se realizó un experimento de este tipo controlado totalmente por computadora. Sobre un total de 55,000 ensayos, no apareció ninguna desviación con respecto a lo que se podía esperar del simple azar, cuando se aplicaron los métodos estadísticos correctos de análisis. Pero las máquinas no son a prueba de fraude, como sabe cualquier chico que tenga una computadora. Así, en 1974 se armó un escándalo cuando Walter J. Levy, director del Instituto de Parapsicología J.B. Rhine, reconoció (cuando lo descubrieron) haber estado manipulando el aparato para mejorar los resultados.

La validación científica de la parapsicología

El mago James Randi, que dedica sus conocimientos a desenmascarar a los charlatanes de turno que pretenden tener poderes paranormales, dice: “cuando viajo ofreciendo conferencias acerca de los llamados comúnmente poderes y acontecimientos paranormales, me tengo que enfrentar a menudo a la observación de que los “científicos se han detenido en ese tema y han establecido su validez”. Respondo a dicha observación citando a León Jaroff, director de la revista Time, que dijo: “No ha existido ni un solo experimento apropiadamente concebido y apropiadamente dirigido que haya probado la existencia de cualquier poder paranormal”.

Randi tiene una profesión que es muy útil para su tarea. Es un consumado mago profesional y no existe ningún truco que no conozca o con el que no pueda enfrentarse, lo cual es más que lo que se puede decir de los científicos que, al abordar una falsificación, se muestran tan ansiosos por aceptar la apariencia superficial, que resultan mas fáciles de engañar que a los niños.

Muchos científicos suponen ingenuamente que por el hecho de haber recibido una capacitación en materia de ciencias físicas o de artes médicas son capaces de mostrar un juicio intachable en la investigación de los supuestos fenómenos psíquicos. Nada está más alejado de la verdad. De hecho, cuanto más capacitada científicamente está la mente de una persona, tanto más fácilmente puede ser embaucada por un embustero. El aparato de un científico no miente, otro ser humano, si. En el laboratorio, el instrumento es exactamente lo que parece. No hay espejos ocultos ni compartimientos secretos, ni imanes escondidos. Si un ayudante coloca el producto químico A en un tubo de ensayo, no lo sustituye subrepticiamente por otro B. El pensamiento de un científico es racional. Se basa en toda una vida de pensar racionalmente. Pero los trucos del mago son irracionales y totalmente ajenos a la experiencia del científico. Los científicos resultan más fáciles de engañar cuando piensan en forma lógica. Todo mago profesional se basa en sus trucos en que la audiencia piensa en forma lógica y lo engaña sobre esa base. Añadamos que muchos científicos son lo suficientemente egotistas como para creer que no pueden ser engañados por un lego en ciencias. Algunas de las características de las investigaciones parapsicológicas son credulidad, mentiras a medias, hipérboles, mentiras directas, información selectiva, la necesidad de creer, y una generosa cuota de estupidez, mezcladas con la lógica más extravagante y la falsa experiencia encontrada en cualquier parte de ese campo.

Los practicantes de las falsificaciones pseudocientíficas asaltan a la ciencia “convencional” con insinuaciones y falsedades, y exigen que a su vez, los científicos se muestren “abiertos”. En otras palabras, ellos pueden golpear pero los científicos no pueden defenderse, o ni siquiera evitar el ataque.

Los partidarios de lo paranormal sostienen que hay numerosos ejemplos históricos y que sólo los científicos modernos, con miopía producida por su condicionamiento positivista, niegan su existencia. Que los científicos antiguos los aceptaban. Pero ya desde la antigüedad había filósofos naturales –lo que ahora llamamos científicos- que refutaron dichos poderes hace ya muchos siglos. Algunas de las citas en este trabajo lo ejemplifican sobradamente.

Características de los engaños paranormales

Randi da una serie de características de los engaños paranormales, que resumiremos aquí, pero agregándole algunas otras, principalmente extraídas de la “guía para detectar chorradas” propuesta por Carl Sagan.

  1. Se afirma que el sujeto no busca dinero o fama, por lo que no existe motivo para engañar a nadie. La suposición es que sólo el dinero o la fama son motivos razonables. El ego y la simple diversión no son insuficientes. Y a veces el dinero entra por carriles indirectos. En la historia se pueden ver muchos ejemplos de un tipo de personalidad neurótica que consigue ser admirada por sus poderes psíquicos y que hará lo imposible para perfeccionar sus métodos de engaño.
  2. Se dice que el sujeto (un niño, un campesino o una dulce anciana) es incapaz de dominar las técnicas requeridas: la falta de sofisticación no permite el engaño. Ignora que muchos trucos no necesitan mucha sofisticación. Cuando fueron descubiertos, muchos engaños eran bastante burdos.
  3. Se dice que el sujeto no pasó las pruebas concebidas para determinar si poseía la necesaria habilidad. Pero no pasar alguna prueba no significa que alguien sea sincero. No resulta difícil fracasar ex profeso en una prueba si uno quiere dar verosimilitud a su bulo.
  4. Los defectos descubiertos en la historia o en la acción tienden a probar que el fenómeno es real, ya que un hábil embaucador no cometería esos errores básicos. Es decir, ya sea porque cometa un error, o por que no lo cometa, los creyentes siempre aceptan el bulo. Habría que preguntar a los creyentes si creerían a un vendedor que trata de venderles un auto usado y comete errores en cuanto a las características de éste.
  5. Si un fenómeno es coherente con otros previamente señalados, es un hecho que se menciona como prueba contundente de que es genuino. Es decir, si se ajusta a nuestros prejuicios, entonces es aceptado. La ciencia está llena de ejemplos de cosas ciertas que contradicen nuestros prejuicios anteriores.
  6. Se afirma que los críticos ofrecen escasas o insuficientes razones para dudar de los acontecimientos paranormales señalados, por lo que no son tomados en serio. Desafortunadamente, esto es a veces verdad. Es decir, la crítica ha de ser fundada y no fantasiosa, porque sino refuerza al bulo. No hable por hablar, sin estudiar previamente el tema.
  7. Prominentes personalidades prestaron su apoyo a los fenómenos paranormales. Estas personalidades no pueden ser atacadas debido al prestigio y a los antecedentes académicos que tienen. Este argumento de autoridad es totalmente anticientífico. Alguien puede ser premio Nobel en física y un perfecto nulo en otra disciplina, aún científica. Y si esos científicos tuvieran un poco de honestidad deberían reconocer públicamente que su apoyo a lo paranormal no tiene que ver con su preparación científica.
  8. De forma similar, supuestos expertos son llamados para verificar los hechos. Muchos de esos “expertos” están convencidos de antemano acerca de la veracidad de los hechos y no son críticos, sino panegiristas. A veces, cuando esos expertos descubren que han sido engañados, sus retractaciones son convenientemente olvidadas.
  9. Los resultados críticos de los expertos son minimizados o ignorados. Por ejemplo, cuando se buscan expertos para validar supuestos fenómenos paranormales, se evita llamar a prestidigitadores profesionales que descubrirían fácilmente el engaño.
  10. Aquellos que alegan acontecimientos paranormales se muestran equívocos y evasivos, permitiendo que los investigadores den por sentado los hechos y agreguen detalles en su apoyo. Un interlocutor creyente tomará esas vaguedades por sinceridad, y tenderá a ofrecer explicaciones y apoyos.
  11. Las versiones o los detalles conflictivos de un acontecimiento paranormal son ignorados. Es típico por ejemplo el hecho de que muchos buques “desaparecidos” en el “Triángulo de las Bermudas” en realidad estaban muy lejos de él, a veces en otro hemisferio, cuando se hundieron, y algunos ni siquiera se hundieron.
  12. La capacidad de un sujeto para llevar a cabo determinados trucos es menospreciada o ignorada. Por ejemplo, Uri Geller era un mago profesional, pero eso es convenientemente ignorado por sus creyentes.
  13. Cualquier control que parezca científico es utilizado para brindar autenticidad, ya sea que resulta aplicable o no. Es decir, se usan controles irrelevantes para que los papanatas crean que se efectuaron verdaderos controles científicos.
  14. Se dice que un sujeto no puede producir los fenómenos a solicitud o conforme a una base regular, ya que su capacidad es efímera y esporádica. Esto refuerza la creencia de que no es un truco, porque sino podría hacerse siempre.
  15. Se dice que las condiciones que hacen posible el engaño son también aquéllas que permiten que se produzca un milagro, y los milagros constituyen la explicación más probable. Justo la inversa de la navaja de Occam. Entre una explicación común y corriente y una irracional e improbable, se prefiere esta última.
  16. A menos que los críticos puedan explicar todos los detalles señalados, el resto es considerado como una base irreductible para la convalidación. Por ejemplo, las numerosas veces que los “videntes” se equivocan son olvidadas, y si alguna vez la pegan de casualidad, entonces eso es proclamado a los cuatro vientos como prueba de su clarividencia. Me pregunto si alguno de los fieles creyentes de los astrólogos y videntes se molesta en confrontar un libro viejo de profecías y horóscopos – digamos, por ejemplo, el libro de Horangel de 1999- con lo que realmente ocurrió en ese año.
  17. Se nos dice que los sujetos no se desenvuelven bien cuando se encuentran cerca de personas con “vibraciones negativas”. Los parapsicólogos insisten que sólo en presencia de creyentes (dispuestos a tragarse cualquier cosa) pueden producirse los “milagros”. Lo curioso es que el supuesto dotado debe saber que hay un escéptico. Si este pasa por creyente, los influjos perniciosos no llegan a él, y realiza su truco sin darse cuenta de la “interferencia”.
  18. Se dice que cuando se pagan con dinero los servicios de un psíquico o cuando los poderes de un psíquico son utilizados para ganar dinero, dichos poderes fracasan. Por otra parte – ya que a los parapsicólogos les gustan ambas opciones- las recompensas de dinero, según ellos, tienden a alentar los buenos resultados. ¿En qué quedamos, el dinero favorece o desfavorece la aparición de poderes psíquicos?. Cuando las dos opciones contradictorias son igualmente aceptadas, es un indicio de que no se trata de una variable relevante.
  19. Se afirma que demasiados controles sobre un experimento provocan resultados negativos. Claro, cuando los controles pueden poner en evidencia a los trucos, éstos fallan.
  20. Cualquier truco detectado por los investigadores puede atribuirse al deseo del sujeto de complacer, por lo que existe un impulso a hacer trampas. Es decir, cuando se descubre a uno de los psíquicos haciendo trampas, se supone que es una excepción y no la regla de su conducta. Los creyentes perdonan todo. Pero no volverían a comprar en una tienda donde descubrieron que una vez les dieron un 1 kg de 800 gramos, en vez de suponer que la balanza del tendero se averió. Curiosa doble regla que tienen algunos para medir la gente...
  21. Cuando algo falla, aparece una Hipótesis Ad hoc (en el peor significado de ésta) para salvar el inconveniente. Los astros guían pero no obligan, la profecía no se cumplió porque Dios atendió a nuestros ruegos, un escéptico en la audiencia nos tiró malas ondas, había un error en la fecha de nacimiento que alteró el horóscopo, etc. Para los creyentes, cualquier discrepancia con la teoría puede ser salvada mediante algún razonamiento errático, creando una hipótesis ad hoc e hipótesis post facto.
  22. Nunca se toma como posibilidad de explicación un error o un fraude. Aún cuando se demuestre hasta el cansancio que hubo fraude, se sostienen tercamente que en otros casos no lo hay. No hay peor ciego que el que no quiere ver.
  23. Se afirma que “utilizando el conocimiento científico del que disponemos hoy, no podemos explicar todavía este tipo de fenómeno”. En realidad esto es cierto: no hay una explicación científica sino proveniente de otras disciplina: la magia profesional y la prestidigitación.
  24. Se dice que el escepticismo destruye la sutil operación de la psique. Esta es una regla sólo válida para la parapsicología. En otras ciencias, el fracaso de un científico dudoso a la hora de reproducir un experimento se considera evidencia en contra.


P Pseudociencias
Pseudociencias   Agricultura biodinámicaAgrohomeopatíaAlquimiaAstrologíaBaraminologíaBioenergíaBiorritmoBucailleísmoCiencia de los seres humanos unitariosCienciologíaCriptozoologíaDetección de mentiras por polígrafoEfecto MaharishiEnergía pseudocientíficaEspiritismoEterometríaFeng ShuiFosfenismoFrenologíaGeopatíaGrafologíaHomeotoxicologíaKarmaKoreshanityMedicina antroposóficaMedicina ayurvédicaMeditación trascendentalMemoria del aguaMesmerismoMorfopsicologíaNumerologíaOsteopatíaParapsicologíaPrecogniciónProgramación neurolingüísticaPseudoarqueologíaPsicoanálisisPsicoquinesisQuirologíaQuiromanciaRadiestesiaReencarnaciónSincronicidadTarotTelepatíaTeologíaTerapia del espacioUfología
Véase también   Agua polimerizadaArgumento cosmológico del KalāmAuraBaraja ZenerCámara KirlianComplejidad irreducibleCreacionismoCharlataneríaCreacionismo de la Tierra JovenDoshaExperiencia cercana a la muerteFrecuencia 432 HzFrecuencia 440 HzInfluencia lunarInteligencia innataLenguaje corporal (mito)Ley de la atracciónRayos ERayos NSudario de TurínSelección sobrenaturalSentido azulTerapia del campo del pensamiento
P Charlatanería
Anticientífica   Argumento cosmológico del KalāmAromaterapiaAstrologíaCiencia CristianaCuración por feHomeopatíaKarmaLectura en fríoMedicina holísticaParapsicologíaPseudocienciaRezo por intercesorTerapia orgónica
Parapsicológicas   Bajo astralBilocaciónCirugía psíquicaClariaudienciaClarividenciaDetectives psíquicosEctoplasmiaEspiritismoLevitaciónPercepción dermo-ópticaPercepción extrasensorialPrecogniciónProfecíasPsicofoníaPsicoquinesisRetrocogniciónTelepatíaToque terapéuticoViaje astral
Véase también   Alienígenas ancestralesCharlataneríaEnergía pseudocientíficaMagia simpáticaMeditación trascendentalMuseo de la creaciónPsicofonía del Infierno

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.