FANDOM


Artículos sobre
00-Debunk.gif
Creencias falaces

Existe la creencia falaz de que solo las religiones pueden aportar a la humanidad un sentido de moralidad y ética, y que los sin-dios no poseen una brújula que los guíe, por lo que están perdidos y siempre están en busca de crear sus propias normas de moralidad.

Refutación

Demostrar las atrocidades morales de la religión es tan sencillo como leer la Biblia, el Corán o el Nuevo Testamento y reflexionar sobre lo que efectivamente están describiendo. Así, los comportamientos de algunos de los principales padres de la religión, como Abraham, Josué o el propio Moisés no solamente serían moralmente reprobables hoy en día, sino que estarían castigados duramente en cualquier código penal.

  • Abraham hubiera perdido la patria potestad de su hijo Isaac, al que casi asesina tras haber escuchado una orden de Dios para matarlo, en lo que cualquier psicólogo clínico diagnosticaría como alucinación esquizofrénica.
  • Josué cometió un auténtico genocidio en Jericó, ciudad de la que no se salvaron hombres, mujeres, ancianos, ni niños. En su caso, probablemente el Tribunal Penal de la Haya lo condenara por delito de lesa humanidad.
  • Lot ofreció a sus hijas para que fueran violadas por los pueblerinos de Sodoma, a cambio de que no tocaran a uno invitados.
  • Jacob, ayudado por su madre, engañó a su padre ciego colocándose una piel de cordero para obtener los derechos de primogenitura en contra de su propio hermano, al que ni siquiera fue capaz de invitarle a comer cuando vino hambriento después de una dura jornada de trabajo.

Y podríamos seguir con decenas de acontecimientos que denotan la bajeza moral de algunos de los padres de las principales religiones monoteístas Pero con ser deleznable el comportamiento de algunos de los venerados personajes bíblicos, lo verdaderamente espeluznante son las acciones atribuidas al propio Dios, en absoluto características de un ser bueno y justo. Según la Biblia, Dios cometido el mayor de los genocidios cuando prácticamente exterminó a todos los seres vivos mediante un diluvio universal del que solamente se salvaron una pareja de animales por especie y la familia de Noé. Destruyó por completo comunidades como Sodoma y Gomorra para castigar el comportamiento supuestamente libertino de algunos de sus ciudadanos. Endureció el corazón de Ramsés para justificar la serie de plagas que arrojó contra el pueblo de Egipto, llegando a asesinar a todos los primogénitos de cada familia, que no eran sino niños inocentes. Produjo la ruina económica, la enfermedad y hasta la muerte de los hijos de Job simplemente para poner a prueba su fe. Participó en guerras a favor de la tribu de Israel, provocando la muerte de decenas de miles de “enemigos” que, supuestamente, también son hijos de Dios.

En cualquier caso, se muestra irascible y vengativo, especialmente cuando se desobedecen sus preceptos o cuando se adora a otro que no sea él. Uno de los sucesos más estremecedores de su impiedad es el pecado original, un castigo que recibe toda la Humanidad por un delito que nunca cometimos, sino que fue obrado por los primeros padres. Tan grave pecado no fue de robo o asesinato, sino de desobediencia. Y es singularmente significativo que la desobediencia fuera la de comer el fruto del Árbol de la Ciencia del Bien y del Mal, es decir, el de adquirir conocimiento de la ética y la moral. Y es que a ninguna religión le interesa que la gente tenga un conocimiento racional de las cuestiones morales, sino que obliga a que los fieles (a veces incluso todos los ciudadanos) asuman acríticamente su doctrina y obedezcan sus preceptos. De ahí que desde los primeros párrafos de la Biblia la religión se arrogue el derecho a imponer su doctrina moral e impedir que exista ninguna alternativa a sus mandatos, a los que les confiere carácter divino para que sean más expeditivos[1].

Véase también

Referencias y ligas externas

  1. Chóliz Montañés, Mariano. Elogio del ateísmo. Fundamentos científicos para una sociedad laica (y laicista). (2009) 1a. Ed. ISBN 978-987-1581-10-8
P
Adán era un giganteAerolíneas, pilotos y el ArrebatamientoAisha era mayor al casarse con MuhammadAteos, ciencia y DiosLos ateos odian a DiosLos ateos son inmoralesEl Islam aportó arte y cienciaEl Corán enseña embriologíaEl día perdidoEl historiador Flavio Josefo escribió acerca de JesúsEl Islam es una religión de paz (mito)El número de la BestiaEl polvo lunar acumulado es prueba de una Tierra jovenEl Salmo 118:8-9 es el versículo central de la BibliaEn el Islam hombres y mujeres son iguales (mito)Falacia del Plan DivinoHalloween es satánicoHitler y ateísmoIsaías profetizó el nacimiento de Jesús de una virgen"Una nación bajo Dios" demuestra que EUA es un país cristianoLa Biblia es inerrante e infalibleLa Biblia es un libro científicoLa Biblia menciona a Muhammad por nombreLos satanistas creen en Satanás (el Diablo)La Biblia y la redondez de la TierraLa costilla de AdánLa manzana de AdánLa religión es fuente de moralLa religión es compatible con la CienciaLos canguros se originaron en Oriente MedioLos Reyes MagosMichio Kaku descubrió que Dios existeLa Navidad conmemora hechos verdaderosReligión y gobiernoReligión y razónUn plesiosauro encontrado demuestra que el creacionismo es verdadTibbu NabawiValor de Pi en la Biblia

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar